en vida

9 jul. 2012


cuando la música estaba suelta



Estás en mi fiebre
contando historias
espantando cucarachas con cara de asco,
y yo pienso que sería agradable
hacerte una broma
disfrazarme de asesino perfecto
y gritar
en la oscuridad
en una habitación que no sea tuya 
ni mía
que sea el presagio de lo que seremos
de lo que fuimos
con las guitarras estallando
lloviendo y girando
en un hermoso huracán
cuando la música estaba suelta
cuando no habíamos puesto cadenas
cuando construíamos ventanas
y todo lo que venía del exterior era bienvenido
era burla
y fascinación
como los tambores y el terror
que un día llegó
“deciles que paren… me hacen doler la cabeza”
y con ellos el pañuelo 
mojado y hambriento
curando y robando
enfriando mis fantasías
para volvernos cristal
pero los ecos nunca se detuvieron
y aún soy el sacrifico en vida
que del otro lado precisan
para seguir creando
la más
pura
enfermedad.

0 Diálogos: